Libros en Carmen en su tinta

Mi librería

Escribir las primeras frases

¿Cómo comenzar una novela, un relato, un cuento...? Necesitamos una frase que atrape al lector. Sí, cuando escribimos debemos ponernos en la piel del lector y pensar como lo vamos a atrapar en la librería.
 
En primer lugar un libro nos llama la atención por su portada, después por su título y finalmente por su autor, si es conocido y si es uno de nuestros autores preferidos. Bien, tenemos ya el libro en nuestras manos y lo primero que hacemos es echar un vistazo a la contraportada para después abrirlo y leer las primeras frases, esto para mi es decisivo en la mayoría de las ocasiones. Y como en la librería tenemos poco tiempo para seleccionar los libros que nos han llamado la atención nuestra historia,  con sus primeras frases debe arrancar cautivando al futuro lector.
 
 
 
Mis consejos para enganchar al lector con nuestras primeras frases son:
 
 
 

 
Claridad y comprensión en las frases.
 
El lector debe entender bien nuestras primeras frases para no perderlo, debemos recordar que aún no se ha adentrado en nuestra historia y no queremos que se pierda y abandone el libro. Por ello nuestras primeras frases tienen que ser claras y comprenderlas, esto se consigue mejor con frases simples, cortas, pero también podemos utilizar una frase bien trabajada que sea subordinada, larga.
 
Contenidos, datos específicos.
 
En las primeras frases debemos reflejar cuándo y dónde transcurre nuestra historia: presente, pasado, futuro y dónde sucede.
 
Captar la atención, introducir una pequeña intriga.
 
Hacer que en las primeras frases suceda algo que despierte el interés en nuestros lectores, que se planteen preguntas y que quieran saber más. Crear intriga.
 
Marcar el género del relato.
 
Es importante en estas primeras frases dejar claro al lector el estilo y género de nuestra historia para que pueda decidir si tiene interés en ella o no. Acción, misterio, romance...
 
Presentar un personaje con carácter.
 
Podemos utilizar nuestras primeras páginas para introducir un personaje que capté la atención de nuestros lectores, debe ser un personaje creíble, con carácter, un personaje que nuestros lectores quieran conocer más. Esto es más difícil de conseguir, pero es muy efectivo.
 
Utilizar diálogos.
 
Utilizar diálogos para comenzar nuestra historia proporciona agilidad a nuestra narración y empezamos a escuchar a los personajes. Y si esta línea de diálogo logra captar la atención de los lectores hemos conseguido nuestro objetivo. Para ello haz que sea sobre algo inesperado e inusual.
 
Comenzar en mitad del asunto.
 
Esto lo utilizaremos para comenzar nuestras primeras frases con situaciones de nuestra historia de repente, para más adelante retroceder y explicar cómo nuestros personajes han llegado hasta lo ocurrido al comienzo de nuestra historia.
 
Comenzar filosofando.
 
Un comienzo para nuestras primeras frases podría ser hablando sobre la sociedad, personas... comenzar nuestra historia con profundidad, mostrando nuestras verdades en voz alta, verdades que parezcan que nuestros lectores escuchen por primera vez.
 
Releer historias que nos atraparon con sus primeras frases.
 
Mi último consejo o recomendación es prestar atención a los comienzos de los libros que hemos leído y han captado nuestra atención con sus primeras frases, pensad en cómo han sido escritos, qué trucos han empleado sus autores para que sus frases hayan funcionado bien.
 
 
 
Recordad, una primera frase abre la puerta de nuestra historia.
 
 
 
Espero que mis recomendaciones sean de utilidad. ¿Qué recomendación añadiríais?
 
 
 
Felices escrituras.
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

4 comentarios:

  1. ¡Hola Carmen! La verdad es que has dado unos consejos estupendos y muy inspiradores. Yo tengo muy en cuenta lo de marcar el género y releer libros que me hayan inspirado. Pienso que son dos cosas esenciales a la hora de escribir, porque muchas veces ves muchos libros que tienen hasta 5 géneros y cuando los lees ves que no están definidos. Es como dicen: mejor poco y bueno que mucho y malo, ¿no?

    Te mando un saludo enorme :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, María Ángeles. Efectivamente, tienes razón mejor poco bueno y bien definido, sobre todo al comienzo de nuestra narración. Feliz de que te gusten mis consejos. Ya me dirás cuando tengas nuevos relatos, ya sabes que me gusta leerte.

      Un beso y feliz noche.

      Eliminar
  2. Hola, Carmen. Tienes razón con lo de la importancia de las primeras páginas. Yo cuando acudo a una librería hago exactamente lo que has descrito y me dejo llevar finalmente por las primeras frases. Y cuando escribo lo más difícil para mi es empezar la historia, le doy mil vueltas. A mi me gusta empezar in media res, con algún personaje peculiar y dejar una pequeña intriga, un combinado de algunas de tus recomendaciones. Es difícil conseguirlo, pero hay que intentarlo. Muchas gracias por tus recomendaciones, intentaré llevarlas a cabo.

    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Aníbal. Es algo común que el principio de nuestra historia nos cuente más presentarla, muchos escritores tienen claro su frase mágica para comenzar la narración, pero lo más normal es el caso contrario: tenemos una historia en la cabeza, empezamos a escribir y escriben la primera frase al final, después de haber trabajado bastante en ella. Puedes combinar varias de mis recomendaciones, pero te recuerdo que todo sea claro y sencillo. Me alegra que la entrada te sea útil.

      Un beso y feliz noche.

      Eliminar

¿Te gustaría comentar? Gracias, contenta de recibir tu mensaje. ♥